toldo background

AUTOSUSTENTABILIDAD MEJORAS CONTINUAS OPTIMIZACIÓN DE RECURSOS RESPONSABILIDAD SOCIAL

moai liborno 08 1La agrupación Haka Ara Henua continúa de gira por Italia después de su paso por el Festival El Espíritu del Planeta, al que asisten pueblos originarios de todo el mundo. Este viaje fue posible gracias al apoyo de la Corporación Municipal de Arte y Cultura Rapa Nui.

Ahora llegaron hasta el muelle Gabbiano, en Livorno, lugar en el que cuatro escultores han trabajado en cuatro estatuas de madera para dejar de regalo a ese pueblo. Allí trabajaron con Marco Berni, un viajero que hace 20 años vivió en Rapa Nui y cuyos lazos de amistad han 

moai liborno 08 3permanecido en el tiempo.

Habitualmente este grupo de artistas lo visitan en Italia, pero este año decidieron hacer algo diferente y darle a Livorno una muestra de su cultura como un regalo por su buen recibimiento. Varios días tallaron los troncos de madera hasta que comenzaron a tomar sus formas definitivas.

Se trata de los artistas Pau Hereveri Teao, Nano Ika, Mike Pate y Pou Vae Tea Teao Hotu quienes demoraron varios días en construir un moai de gran tamaño, dos más pequeños y una cuarta estatua de una mujer sobre una tortuga que representa la leyenda de Ko Uho te Uka.

“Este es un puente virtual entre Livorno y el Océano Pacífico, ahora sellado por este precioso regalo. Cinco personas trabajaron en las estatuas, dos de ellas son maestros de escultores. El muelle es el lugar ideal para colocar la estatua porque uno de los macizos de flores es triangular y ‘orientado’ hacia la Isla de Pascua”, declaró Marco Berni al periódico Il Telegrafo.

Los moai son un símbolo de protección y tamaño, que embellecerá la caminata por el muelle. “Los moai darán la espalda al mar, al igual que los de Rapa Nui. Se dice que estos gigantes protegen a la población del peligro del más allá. Ahora la isla estará mucho más cerca de nuestra ciudad”, agregó el dueño de casa.moai liborno 08 2

moai liborno 08 4El lunes en la noche se realizó una ceremonia con bailes y cantos junto al mar para conmemorar también el Tā’u Hō’ou , nuevo ciclo que comenzó en la isla junto al solsticio de invierno.